Horóscopo del miércoles 4 de octubre de 2017 por Susana Colucci

El horóscopo de este miércoles dice que habrá quienes sientan limitada su capacidad de expresión amorosa. Que tengan que enfrentar dificultades para ser prácticos, evitar idealizar el amor y para interpretar lo que les dice el corazón, por lo que será mejor seguir a la razón.

 

La relación hombre–mujer no se ve en su mejor momento.  Las parejas que estén frágilmente unidas tenderán a separarse.  Saber colocarte en el lugar de los demás ayudará a vencer estos pronósticos si te tocan.

 

Para poder activar la fuerza de voluntad y actuar con decisión, será necesario poner los dos pies sobre la tierra y observar lo que pase desde afuera, evitando desvirtuar las situaciones al pasarlas por el filtro de las experiencias y del conocimiento adquirido.

 

Cuidado con las ideas que te tientan a hacer cosas que no son las adecuadas.  Puede haber noticias de Al Qaeda u otros grupos terroristas.


Si ocupas posiciones de poder conviene que evites los enfrentamientos.  Noticias de pueblo que protestan o se rebelan contra su gobierno.  Sobre huelgas, sismos, acciones poco comunes de la naturaleza o lo seres humanos, cambios bruscos, problemas con el servicio eléctrico, el agua o la tecnología.

 

Será mejor no juzgar lo que suceda porque pueden acontecer hechos que vienen a solucionar lo que está pasando, aun cuando no parezcan que lo estén haciendo.

 

Cercano al atardecer, si notas un vacío de energías será una señal para buscar lo que tengas extraviado.  

 

Es recomendable que los ascendente Géminis y Virgo eviten acercarse a personas enfermas y si notan que las cosas no les salen como esperan, tengan paciencia, en unos días mejorarán las condiciones.  Hasta ese entonces mejor que hagan lo que tengan que hacer por ellos mismos ya que existe el riesgo que si confían en otros, estos no dejen que lo que hagan se note o intenten opacarlos.

 

Peligro de accidentes (especialmente aéreos o en montañas), suicidios, caídas, acciones contra presidentes o mandatarios, por causa de animales grandes, inundaciones, derrumbes, naufragios o acciones violentas.


Aquellos que sean sensibles a las energías presentes, pueden sentirse débiles o  que no tienen la fuerza necesaria para seguir adelante.  Si te toca cierra los ojos, respira profundo, retén el aire y a la cuenta de cuatro suéltalo lentamente mientras sonríes y abres los ojos serenamente, pensando para ti “yo puedo hacerlo, todo sale perfecto”.  Notarás la diferencia.

 

El color que te haga sentir libre, la música que te ayuda a mantener vivas las esperanzas, el incienso de sándalo. La clave: tómate las cosas con calma, teniendo presente que de la prisa solo queda el cansancio, y que todo tiene su momento perfecto.

 

Es la conmemoración a San Francisco de Asís, Asís protector de los animales y ejemplo de la concientización de ser uno con la Divinidad y con todo, tanto que al Sol, la Luna y hasta a la muerte los llamaba hermanos.  Creador de la tradición de colocar los nacimientos en Navidad.  Fundó la compañía de los Franciscanos.  Dejaron escrito, los que lo conocieron en vida, que levitaba al meditar y sintió con tanta intensidad la crucifixión que se estigmatizó.  Una hermosa biografía de este santo la puedes leer de Ignacio Larrañaga “El hermano de Asís”.

Comparto contigo una oración que me gusta, se le atribuye a Francisco de Asís pero hay quienes dicen que no es así, que el autor es otro, lo que no cambia su belleza. Puedes tomar cualquiera de las frases y transformarla en una afirmación para este día, por ejemplo “Donde hay tristezas yo pongo luz”, “Hoy no busco ser comprendido sino comprender”, etc.:

 

Señor, haz de mi un instrumento de tu paz.
Que allá donde haya odio, yo ponga  amor. 
Que allá donde haya ofensa, yo ponga  perdón. 
Que allá donde haya discordia, yo ponga  unión. 
Que allá donde haya error, yo ponga  verdad. 
Que allá donde haya duda, yo ponga  Fe. 
Que allá donde haya desesperación, yo ponga esperanza. 
Que allá donde haya tinieblas, yo ponga luz. 
Que allá donde haya tristeza, yo ponga alegría. 

Oh Señor, que yo no busque tanto ser consolado, cuanto consolar, 
ser comprendido, cuanto comprender, 
ser amado, cuanto amar. 

Porque es dando como se recibe, 
es olvidándose de uno mismo como uno se encuentra a sí mismo, 
es perdonando, como se es perdonado, 
es muriendo como se resucita a la vida eterna.

 

Francisco decía que “el Amor no es amado” para explicar porqué la vida no era lo hermosa que debiera, aún sigue vigente su afirmación.  Tengo la certeza que si todos lográramos amar al Amor, que es la energía que nos hace posibles, el Mundo sería otro.

 

Namaste

Por: Susana Colucci

Soy  horoscopia en Facebook, @coluccisusana en Instagram  y @horoscopia en Twitter, te invito. Para consultas escribe a horoscopia2000@yahoo.es