SOCIALES

Un alto para “ver” y dejarse “ver”

El grito de guerra es mantener el equilibrio acorde con las circunstancias, sin dejar de cuidar los detalles y el saber estar, convertido como por arte de magia en la Quintaesencia de los consentidos del papel satinado.


Al comenzar la temporada social, los personajes que mantienen iluminada a la ciudad, sacan a flote su lado “cool”, se inspiran el los divinos tiempos y salen a disfrutar de ambientes gratos, muchos de ellos que tienen acción con la animación trepidante.
Así, María Cristina Parra de Rojas Villafrade, con su esposo Luis Ignacio, su hijo José Gregorio y su esposa e hijas, disfrutan hoy del cumpleaños de quien es la soberana del hogar.

También en la fecha, recibe cumplidos a granel, entre otros Laureano von Siegmund Vallenilla, quien es objeto de múltiples y cordiales felicitaciones,junto a su esposa e hijos.
A la caza del coctel perfecto, Carlos Tinoco -¡Epa! – para quien también hay raudal de congratulaciones, ídem a Clementina Liscano, allende los mares, pues ya hace un tiempo estableció su “cuartel general” de diversiones y actividades culturales en Barcelona, España.

Ella es una clara apuesta por el mundillo del arte en todas sus manifestaciones, con vocación universal.

Por: Ramón Darío Castillo

radarcas@hotmail.com

Deja un comentario