¿Qué es el Alzheimer? ¿Cómo actuar ante esta enfermedad?

¿Qué es el Alzheimer?

La enfermedad de Alzheimer es un desorden progresivo, degenerativo e irreversible del cerebro que causa la debilitación, la desorientación y una eventual muerte intelectual. Su nombre proviene de Aloís Alzheimer, un neurólogo alemán que en 1907 describió los síntomas que presentaba una mujer de 48 años como graves problemas de memoria así como las características neuropatologica de la enfermedad de Alzheimer.

Sintomatología descrita por Alois Alzheimer

La enfermedad comienza insidiosa, con debilidad, dolores de cabeza, vértigos, e insomnio suave. Irritabilidad y pérdida severa de memoria. Los pacientes se quejan amargamente de sus síntomas. La enfermedad se asocia ocasionalmente a un ataque apoplégico repentino seguido por hemiplegia. La pérdida progresiva de memoria y de la mente aparece más adelante, con los cambios repentinos del humor, fluctuando entre el euforia suave y el hypchondriasis exagerado; la enfermedad conduce al estupor y al comportamiento infantil. Las características se diferencian de pacientes con parálisis general, por un patrón organizado del comportamiento y por la capacidad general del razonamiento. (Dr. Alois Alzheimer).

Recomienda el portal cuidadores.unir.net,

10 consejos a la hora de la comucicación con alguien que padece de Alzheimer:
  • Evita ruidos y distracciones para optimizar la comunicación.
  • Acércate, preséntate y di quién eres. Es posible que no te reconozca.
  • Colócate delante y mira a los ojos. Adopta esta postura para garantizar que le llega el mensaje.
  • Habla despacio y vocaliza. Con tranquilidad y utilizando un tono de voz bajo.
  • Utilizad el humor y aprended a reíros juntos de los malos entendidos.
  • Evita presionar ante preguntas que impliquen recordar. Es posible que no consiga responder.
  • Utiliza tu cara para expresar. Sonríe, gesticula.
  • Reformula las preguntas si no ha comprendido el mensaje. Utiliza un lenguaje sencillo y coloquial.
  • Mantén la calma y ten paciencia. Repite el mensaje las veces que sea necesario y con el tono adecuado.
  • No riñas, no grites, no castigues, no infantilices.